FIB 2013 – 19 de julio 2013 (Benicassim)

La segunda jornada empezaba a notar la llegada del fin de semana por la cantidad de gente que se veía desde primeras horas en el recinto. En esta ocasión nos centramos únicamente en el Escenario Maravillas y abrimos boca con una de las recomendaciones más extrañas pero sorprendentes del festival, Hanni El Khatib. De descendencia filipina y palestina, y venido desde Los Ángeles, nos sorprendió con una mezcla de folk y rock de la vieja escuela y fue atrayendo a más gente durante el transcurso del concierto.

Hanni El Khatib FIB 2013

Tras un breve descanso llegó el momento de darle marcha a la noche con Dizzee Rascal. Para quienes no le conocen, es un rapero que acompañado de otros raperos y un dj, reaniman a un muerto si es necesario. Las ganas de bailar y de fiesta iban in crescendo, un público entregadísimo no dejó de bailar ni moverse ni tan solo un instante. Dizzee siempre es un acierto en el cartel de un festival.

Dizzee Rascal FIB 2013

Posiblemente el siguiente fuese el más esperado de esta jornada… Tras tener a su hermano Noel en la pasada edición, Liam Gallagher, o mejor dicho Beady Eye, eran el plato fuerte del viernes. Para los ingleses porque para ellos es uno de los mejores actualmente, para nosotros los españoles porque llevamos en nuestro corazón a Oasis. Un Liam cieguísimo apareció en el escenario con una gran desgana y pasotismo, acompañado de una cara de pocos amigos, muchos estaréis de acuerdo con esto. Después del buen sabor de boca que nos dejó el año pasado Noel con aquel gran concierto, lo de Liam no le llegó ni a la suela de los zapatos. Su actitud, lo que transmitía a los allí presentes, esas pocas ganas,… no podían vencer a un Noel cercano y entregado del que pudimos disfrutar en 2012. Sí, sonaron un par de versiones de Oasis, versiones que reconocimos a duras penas y que nada tuvieron que ver con, por ejemplo, el momento vivido con Noel y el "Don’t look back in anger". Ya, ya sé que las comparaciones son odiosas y que me estoy ganando muchos enemigos en estos momentos, pero así los sentimos muchos de los que crecimos con grupos como Oasis o Blur.

Beady Eye FIB 2013

Y entonces llegaron los Primal Scream para arreglar este desaguisado que nos dejó decepcionados a muchos. Los Primal, con Bobby Gillespie al frente, nos devolvieron las ganas de bailar y disfrutar de una buena banda que nos había dejado Dizzee. Bobby, todo un showman de esos que te hacen enganchar a su banda por lo que desprende su persona. Primal Scream son uno de esos grupos de los 90 de los que su paso por el Festival Internacional de Benicàssim es totalmente esperado. De los presentes en un Maravillas bastante lleno pocos eran los que no sabían con lo que iban a encontrar. Otro conciertazo de lujo. El fin de fiesta vino dado desde la BBC con el Dj Zane Lowe, venido además desde el Ibiza Rocks. Hizo revolucionarse a los que allí quedaban hasta la hora del cierre. Una jornada en la que vimos poco, pero lo que vimos fue de lo mejorcito.

Primal Scream FIB 2013

Todas las fotos de este artículo son propiedad de Rosana Ayza. Para mas info o contactar con ella  visitar su página web aquí.